Cordón De Tres Hilos



Cuando uno piensa en aquellas cosas que puede hacer solo, generalmente encuentra que existen grandes limitaciones para lograrlas. Y es que cuando analizamos bien cada situación a resolver, siempre notaremos la necesidad de la intervención de alguien mas.

Así mismo bíblicamente, encontramos que son muchas mas grandes las cosas que podemos alcanzar cuando estamos en compañía de alguien más. Ese algo, se vuelve excepcional, pues no lo duplicamos sino que bíblicamente queda demostrado que es multiplicado.

Consideremos el pasaje bíblico de Eclesiastés 4:9-12. Comencemos con el verso 9 "Mejores son dos que uno; porque tienen mejor paga de su trabajo" Cuando dos personas trabajan juntas en un negocio, se aconsejan, se estimulan y se ayudan mutuamente en su trabajo; de tal modo es favorable, que al unir las ganancias, resultará en una mayor suma que si las dividiesen individualmente. De la misma forma si alguno cometiere una equivocación, sufre algún accidente o padece alguna pérdida o caída; aún tendrá a alguien con quien compartir sus días malos. V.10 Porque si cayeren, el uno levantará a su compañero; pero ¡ay del solo! que cuando cayere, no habrá segundo que lo levante. Es así como hay mejores y mayores frutos en el alcance del trabajo que dos personas unidas pueden realizar.

Cuan necesario es esta compañía en nuestra vida espiritual, porque cada día nos enfrentamos a enemigos espirituales que vienen con toda fuerza para destruir nuestros matrimonios y necesitamos vencerlos unidos en la comunión con Dios.

La expresión final del texto en el verso 12 dice: "cordón de tres dobleces no se rompe pronto" es la ilustración de dos creyentes que se unen a Cristo y llegan a ser tres; una unidad hermosa con la divinidad. Los individuos que iniciaron una sociedad, que de por sí ya es productiva, ahora sumados al poder divino llegarán al punto máximo; no de un potencial humano, sino de un poder sobrenatural.

La palabra nos dice en el evangelio según Mateo 18:19 "Otra vez os digo, que si dos de vosotros se pusieren de acuerdo en la tierra acerca de cualquier cosa que pidieren, les será hecho por mi Padre que está en los cielos." Imagine ahora, con solo dos, ni siquiera tres, que se pongan de acuerdo aquí en la tierra acerca de cualquier asunto para llevarlo al Padre en oración, la palabra nos dice que será hecho. Eso rompe los límites humanos; lo que el hombre por sí mismo puede alcanzar se ve minimizado ante lo que pueden alcanzar dos en esta postura definida por Dios en su palabra.

¡Este es el poder de DOS en DIOS!

Este es el cordón de tres dobleces.

El 90% de las parejas cristianas no leen la Biblia ni oran juntos. ¿Lo haces tu? Si Cristo es lo más importante de nuestras vidas, entonces debería ser esto lo que más disfruten compartir. Cuando la pasión y la belleza física se desvanecen, el amor de los dos, unido a Cristo los sostendrá a través de las tormentas de la vida.

Si busca mejores resultados, usted podrá asociarse con alguien. Pero si usted está buscando resultados sobrenaturales; no busque tan solo el hecho de disfrutar el dormir junto a alguien (v.11 También si dos durmieren juntos se calentarán mutuamente...) pero si usted quiere llevar esa asociación a un nivel mayor, haga asociación con Dios. Y tengamos por seguro que este cordón de tres dobleces, no se romperá fácilmente.

¡Lucha por tu Matrimonio; vale la pena!

#ReflexiónMatrimonial #Eclesiastés4912 #Cordóndetreshilos

0 vistas
  • Facebook Basic Black