Enojado Hasta La Muerte



Hay una palabra que ha estado taladrando el Señor en mi cabeza durante este día; y es la palabra coraje. Me parece que hay personas en grandes batallas con su temperamento; gente que en estos días se han sentido impotentes, incapaces, frustrados aunque han estado sirviendo a Dios e intentando ser fieles a Su voluntad.

La voz de Dios que hoy comparto en Mis Letras, va dirigida a esas personas que se han sentidos insatisfechas por la manera en que Dios está haciendo las cosas, simplemente porque no se parece a la manera en que habían recibido la palabra. Hoy el cumplimiento de la palabra parece lejos y las circunstancias contrarias a las esperadas.

Viene a mi mente Jonás un hombre profeta de Dios y quien había sido escogido por Dios para dar un mensaje de destrucción a la ciudad de Nínive, pero el profeta de Dios no obedeció a Dios y tomó un camino contrario al enviado. Luego de casi un naufragio, ser desechado al mar y tragado por un gran pez; él tomó camino hacia Nínive donde predicó el mensaje de destrucción dado por Dios. La reacción del pueblo fue de arrepentimiento, porque los hombres de Nínive creyeron a Dios y proclamaron ayuno, y se vistieron de cilicio desde el mayor hasta el menor de ellos. (Jonás 3:5) Al ver Dios lo que hicieron, se arrepintió del mal que había dicho que les haría, y no lo hizo. (V.10) Pero Jonás se apesadumbró en extremo, y se enojó. (Jonás 4:1)

Precisamente es esto lo que el Señor me está ministrando; un cambio de planes, un cambio de hechos y actitud de su parte con respecto a algunas cosas. Habrá algunos cambios de planes en cuanto a algunas promesas y circunstancias. No que Dios no cumplirá, sino que durante estas siguientes semanas Dios dará un nuevo giro a sus palabras, porque ha decidido extender su misericordia y piedad hacia algunos que están involucrados en la promesa directa e indirectamente con usted querido hermano(a). Estás viendo las cosas transcurrir como a la inversa y el hecho de no entender lo que Dios está haciendo, te está provocando tristeza, molestia y coraje. Hay quien está perdiendo su fe a tal grado, de desear aún la muerte.

Jonás habló a Jehová diciendo: “te ruego que me quites la vida; porque mejor me es la muerte que la vida. (V.3) La respuesta de Dios a Jonás se basó en una pregunta y esa es la respuesta de hoy para ti. Y Jehová le dijo: ¿Haces tú bien en enojarte tanto?

Medita en esta respuesta de Dios; ¿en verdad vale la pena enojarte tanto; heces bien realmente en guardar tanto resentimiento y frustración?

Y es que más allá de nosotros mismos hay mucha gente, muchas almas que Dios ama. Aún cuando esperes la destrucción de tus enemigos, de aquel que te traicionó, del jefe que te humilló, del hermano que te vituperó; Dios siempre dará un giro en cada plan por tan sólo uno que se arrepienta. ¿No lo ha hecho Dios también contigo? Piénsalo; al final todos ganan; mientras esperas el desenlace de esta nueva página en la historia de tu vida probablemente vendrá el suave bálsamo de nuestro Dios y preparará una calabacera que hará sombra sobre tu cabeza para disipar tus pensamientos y para librarte de tu molestia. Seguramente al ver el nuevo plan cumplido, te alegraras grandemente. (Jonás 4:6)

El necio da rienda suelta a toda su ira, mas el sabio al fin la sosiega. Proverbios 29:11

#Jonás #ReflexiónCoraje #Deseandolamuerte

0 vistas
  • Facebook Basic Black