…A LOS QUE AMAN SU VENIDA


Para aquellos que están orientados al tiempo les es difícil ignorar las señales que éste nos ofrece con respecto al retorno de Jesucristo. Para quienes están conscientes de esta gran verdad y la esperan es la voz de Dios que hoy comparto en Mis Letras.

La segunda carta a Timoteo nos dice lo siguiente: "Por lo demás, me está guardada la corona de justicia, la cual me dará el Señor, juez justo, en aquel día; y no sólo a mí, sino también a todos los que aman su venida. 2 Timoteo 4:8.

Presta atención a la frase final de éste verso "...a todos los que aman su venida".

Se puede pensar que esta expresión se refiere a aquellos creyentes que tienen sentimientos piadosos y amables acerca de la venida del Señor. Ellos serán recompensados con una corona de justicia porque sus corazones arden al pensar en el Rapto. Pero no hay duda de que el versículo significa más que esto, porque amar Su venida significa vivir a la luz de Su pronto regreso, y eso significa comportarse, o sea vivir como si Él viniera hoy.


Amar Su venida significa vivir en pureza moral. Pues como Juan nos recuerda: “todo aquel que tiene esta esperanza en él, se purifica a sí mismo, así como él es puro" 1 Juan 3:3.

No basta con tener pensamientos afables acerca de la venida del Salvador. La corona de justicia está reservada para aquellos que la aman lo suficiente para permitir que la verdad del evangelio de Jesucristo moldee sus vidas cada día.


Entonces, medita en lo siguiente; no es suficiente sostener la verdad acerca de Su venida; esa verdad debe sostener toda tu vida. ¿Qué tal si permites que eso comience a ocurrir hoy?

142 vistas3 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo